Campamento Día Vida 2016

El fin de semana pasado, tuve la oportunidad de asistir y ser parte del tercer Campamento Día Vida para niños y adolescentes con diabetes. Como todos los años, fue una experiencia llena de alegría, diversión, emociones y educación para todos lo que participamos.




Este 2016 contamos con la participación de 54 chicos arriba de los 10 años, quienes se quedaron todo el fin de semana, y a su vez, 12 niños menores de 9 que estuvieron presentes el viernes en las actividades, mientras sus padres recibían charlas acerca del manejo y la experiencia de vivir con diabetes.


Ser parte de estas actividades e iniciativas tiene un sin fin de cosas buenas, pero de las mejores sin duda es ver como los chicos que asisten y a su vez todos lo que trabajamos, nos fortalecemos y alegramos. Ver los chicos trabajar en equipo, darse cuenta de que no están solos, que tienen la posibilidad de alcanzar y lograr lo que se propongan no tiene precio.


A su vez, el campamento les ofrece a los asistentes un espacio donde pueden compartir con otros chicos que no solo tienen diabetes al igual que ellos, pero también dudas, temores y situaciones que muchas veces los ponen a pensar y en esos tres días logran por medio de interacción con otras personas con diabetes aclarar estos cuestionamientos y sentirse más tranquilos con estas situaciones.


Por otra parte, es lindisimo poder ver un grupo de personas algunas con y otras sin diabetes trabajar duro para lograr que esta actividad se lleve a cabo, doctores, enfermeras, nutricionistas, líderes, mamás, papás y muchos más, es un verdadero placer trabajar al lado de personas tan llenas de amor por el prójimo y todos unidos por un mismo fin.



Ver a los chicos disfrutar de un fin de semana lleno de aventuras, actividad física, juegos y enseñanzas realmente cambia la vida ya que verlos reírse sin parar, hacer cosas que no pensaban podían hacer y trabajar todos por un mismo propósito, muestra cuan importante es tener la oportunidad de compartir la vida con diabetes con otras personas que si bien es cierto son distintas, conocen y entienden lo que se vive día a día con esta condición.


Muchas gracias a doña Ana Ortega y todos los miembros de la Asociación Día Vida Pro Diabéticos de Costa Rica por hacer esta actividad posible , por ayudar a tantos en el proceso y por permitirnos ser parte de este gran proyecto en pro de la comunidad con diabetes en Costa Rica.


Si usted tiene diabetes tipo 1 o 2 o alguno de sus familiares o seres queridos lo tienen, tenga presente que usted no está solo, que puede asistir a reuniones mensuales de la asociación, ser parte de las actividades o buscar acompañamiento para hacer el proceso más llevadero. Uno puede vivir una vida sana y feliz con diabetes, no hay motivo para pensar que no se puede y estos chicos sin duda son ejemplo de ello.


Felicidades a todos los campistas, los esperamos el próximo año.


















#campamento #educación

Entradas destacadas
Entradas recientes